Salud

Advertencia: se encuentran más de 5.000 infecciones virales al acecho en los océanos de la Tierra

Los expertos dicen que tienen el potencial de causar una pandemia en el futuro.
martes, 12 de abril de 2022 · 02:17

Los investigadores analizan material genético en el océano y encontraron un total de 5.504 nuevos virus marinos de ARN.

Los virus de ARN son mejor conocidos por las enfermedades que causan en las personas, desde el resfriado común hasta el reciente brote de COVID-19. También infectan plantas y animales que, en algunos casos, pueden transmitirse a los humanos.

Estos virus evolucionan a un ritmo mucho más rápido que los virus de ADN, y los científicos todavía están aprendiendo más sobre ellos.

Pero a diferencia de los humanos y otros organismos compuestos por células, los virus carecen de tramos cortos únicos de ADN que podrían actuar como lo que los investigadores llaman un "código de barras genético".

Sin esto, tratar de distinguir diferentes virus resultó difícil.

Los investigadores explicaron: "Para sortear esta limitación, decidimos identificar el gen que codifica una proteína particular que permite que un virus replique su material genético.

“Es la única proteína que comparten todos los virus de ARN, porque juega un papel esencial en la forma en que se propagan.

"Sin embargo, cada virus de ARN tiene pequeñas diferencias en el gen que codifica la proteína que puede ayudar a distinguir un tipo de virus de otro".

Los expertos revisaron una base de datos global de secuencias de ARN del plancton recolectadas durante el proyecto de investigación global de cuatro años de las expediciones Tara Oceans.

Encontraron un total de 44.000 genes que codifican la proteína del virus.

Luego, una forma de inteligencia artificial llamada aprendizaje automático les permitió organizar sistemáticamente estas secuencias.

Agregaron: "Identificamos un total de 5.504 nuevos virus de ARN marino y duplicamos el número de filos de virus de ARN conocidos de cinco a 10.

"El mapeo de estas nuevas secuencias geográficamente reveló que dos de los nuevos filos eran particularmente abundantes en vastas regiones oceánicas, con preferencias regionales en aguas templadas y tropicales (la Taraviricota, llamada así por las expediciones de Tara Oceans) o el Océano Ártico (la Arctiviricota).

Creemos que Taraviricota podría ser el eslabón perdido en la evolución de los virus de ARN que los investigadores han buscado durante mucho tiempo, conectando dos ramas diferentes conocidas de virus de ARN que divergen en la forma en que se replican".

Estas nuevas secuencias ayudarán a los científicos a comprender mejor la historia evolutiva de los virus y la vida temprana.

Pero advirtieron: "Como ha demostrado la pandemia de COVID-19, los virus de ARN pueden causar enfermedades mortales.

"Mapear en qué parte del mundo viven estos virus de ARN puede ayudar a aclarar cómo afectan a los organismos que impulsan muchos de los procesos ecológicos que hacen funcionar nuestro planeta.

"Nuestro estudio también proporciona herramientas mejoradas que pueden ayudar a los investigadores a catalogar nuevos virus a medida que crecen las bases de datos genéticas".

Los océanos contienen casi 200.000 poblaciones virales diferentes, según las investigaciones más recientes.

Aunque la mayoría son inofensivos para los humanos, pueden causar brotes en la vida marina, incluidas las ballenas y los crustáceos.

Se sabe que hay más de 219 especies de virus que pueden infectar a los humanos, un número muy pequeño de los cuales se encuentra en el agua.

Muchos de los patógenos ligados al agua son tratables, especialmente si se detectan a tiempo.

Enjuagar y, en general, lavarse las manos después de salir del agua puede reducir la posibilidad de infección.

Otras Noticias