Senado

Aprueban Convención sobre Armas Químicas y Bacteriológicas

En el debate, los congresistas manifestaron la importancia de velar por la seguridad de la población considerando que este tipo de armamento no sólo está en manos de los Estados sino también de grupos terroristas.
miércoles, 24 de junio de 2020 · 08:44

En forma unánime, la Sala del Senado apoyó los cambios realizados por la Comisión de Defensa Nacional al proyecto que implementa la Convención sobre la Prohibición del Desarrollo, la Producción, el Almacenamiento y el Empleo de Armas Químicas y sobre su Destrucción y la Convención sobre la Prohibición del Desarrollo, la Producción y el Almacenamiento de Armas Bacteriológicas (Biológicas) y Toxínicas y sobre su Destrucción.

La norma en segundo trámite también fue revisada por los integrantes de la Comisión de Hacienda, quienes estudiaron materias presupuestarias sin hacer cambios a la propuesta.

El integrante de la Comisión de Defensa Nacional, el senador José Miguel Insulza, explicó el mensaje a la Sala, declarando que “se trata de implementar dos convenciones que buscan eliminar cualquier tipo de arma química y bacteriológicas que se han usado en las guerras”.

Luego el Ministro Secretario General de la Presidencia (Segpres), Claudio Alvarado se refirió al proyecto recordando su tramitación consensuada. “Queremos dotar al país de la legislación que le permita prohibir la fabricación y almacenamiento de este tipo de armas, permitiendo la seguridad de las personas”, resumió.

 

PROYECTO

El proyecto de ley reconoce como objetivo “dotar a nuestro país de una herramienta jurídica idónea, eficiente y eficaz para la prevención del desarrollo, la fabricación y el empleo de armas químicas y biológicas”. Así:

Prohíbe en el territorio nacional, la producción, posesión, comercialización o empleo de armas químicas, como también el desarrollo, producción, almacenamiento, adquisición, tenencia, empleo o transporte de agentes microbianos u otros de carácter biológicos, toxinas, armas biológicas y equipos destinados a ser utilizados con fines hostiles, conflictos armados, daño a las personas, el medioambiente, la infraestructura o bienes de producción y consumo, así como ayudar, alentar o inducir a su fabricación o adquisición, entre otras.

Establece medidas de supervigilancia y control sobre las sustancias químicas y agentes biológicos utilizados para fines no prohibidos, de acuerdo a los propósitos de las convenciones, así como de las instalaciones y equipos empleados para su producción o utilización.

Designa a la Dirección General de Movilización Nacional (DGMN) como Autoridad Nacional en relación a ambas Convenciones, encargada de la coordinación, supervigilancia y fiscalización del cumplimiento de las normas de este proyecto de ley.

Regula el control de las sustancias químicas y sus instalaciones, señalando las actividades prohibidas; las obligaciones de las personas que operen estas sustancias en los casos expresamente establecidos y según el tipo de elementos químicos de que se trate, y las atribuciones de la Autoridad Nacional.

Reconoce a la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) las atribuciones para efectuar inspecciones en los Estados Parte, con el objeto de verificar el cumplimiento de la Convención sobre Armas Químicas (CAQ), y especifica el rol del Grupo Nacional de Acompañamiento que designe la Autoridad Nacional.

Precisa que por Grupo Nacional de Acompañamiento se entiende el conjunto de representantes de la Autoridad Nacional, designados por ésta, que incluyen escoltas logísticos y técnicos que observan todas las actividades del Grupo de Inspección de la OPAQ, desde su entrada en territorio nacional hasta su salida del mismo.

Establece normas sobre el control de los agentes y vectores biológicos y sus instalaciones, individualizando las actividades prohibidas.

Tipifica como delitos, ciertas actividades contrarias a la normativa de este proyecto como ley, estableciendo, además, otras sanciones administrativas.

Entrega a Reglamentos la regulación de la forma de ejercicio de las funciones y atribuciones de la Autoridad Nacional; el registro nacional de personas naturales y jurídicas que operan con sustancias químicas contempladas por la ley; el registro de sanciones administrativas, y la destrucción o acondicionamiento y sus respectivos procedimientos, entre otras.

 

DEBATE

Durante la discusión hicieron uso de la palabra los siguientes senadores:

IVÁN MOREIRA

“Creo que hay que hacer historia en esto. Siempre se han usado los virus como armas químicas, pensemos en la Primera Guerra Mundial o el atentado al metro de Tokio. Es relevante prohibir estos productos”.

 

ALEJANDRO NAVARRO

“Chile no produce este tipo de armas. Estados Unidos jamás ha suscrito un convenio de estas características que implique responsabilidades. Sería interesante saber qué países han firmado esto y si son productores de armas”.

 

VÍCTOR PÉREZ

“Este proyecto establece una autoridad nacional y le entrega tareas para coordinar, fiscalizar y complementar las convenciones contra armas químicas y bacteriológicas, creando tipos penales”.

 

JORGE PIZARRO

“La idea es que estas armas no puedan afectar a las personas, el medio ambiente, la seguridad nacional e internacional. Es un proyecto muy oportuno considerando que Chile siempre ha sido proactivo en estas materias”.

 

YASNA PROVOSTE

“Este proyecto es importante porque hace viable los pactos suscritos. Llama la atención que se entregue esta responsabilidad a la DGMN pero si se ve el informe financiero, solo se consideran cuatro fiscalizadores más”.

 

KENNETH PUGH

“Quiero destacar que se trata de dos convenciones. Primero hubo que ponerse de acuerdo en eliminar las armas bacteriológicas que están en poder de terroristas, por ejemplo el Antrax. Luego se vio el tratado de armas químicas”.

 

CARMEN GLORIA ARAVENA

“Es importante votar estas convenciones porque nos pone a la altura de otras naciones. En medio de esta pandemia, esto es especialmente importante porque lo que ocurrió en China perfectamente nos podría haber pasado a nosotros”.

 

FRANCISCO CHAHUÁN

“No queremos que nunca más se justifique una invasión a otro estado justificando que se busca armas de destrucción masiva. Ese es un ejemplo de muchos, creo que hay que ser claros en esto”.

Otras Noticias